Buscar
  • TRES PLANTAS cocina macrobiótica

PAN OHSAWA RELLENO




Ingredientes

harina de trigo sarraceno, copos de avena y manzana


Proporción

para la masa de la base: 1 volumen de copos de avena, 1 volumen de harina de sarraceno y 1 volumen de agua

para la masa que cubre: 1 volumen de harina de sarraceno y 1 volumen de agua


ELABORACIÓN


1. Mide con una tacita, un vaso o un recipiente más grande, según tus necesidades. Yo uso un vaso pequeño y me sale un pan de 25 x 20 cm y 1 cm y 1/2 de altura. Suelo dividirlo en 8 porciones.


2. Si ya tienes la manzana cocida el proceso se acelera mucho. Sino, hay que empezar por ahí.


3. Lava las manzanas y quítales el tronco y las semillas. Puedes pelarlas o no, como prefieras. Córtalas en trozos no muy grandes y ponlas en una olla o cazuela. Puedes añadir una pizca de sal para realzar el sabor. Se trata de cocerlas a fuego bajo y sin tener que añadir agua. La mayoría de variedades de manzana desprenden agua al cabo de unos minutos de cocción. Si no fuera así, añádele un poco, lo mínimo para no diluir el sabor. Tapa bien la cazuela y remueve de vez en cuando. El tiempo de cocción depende de la variedad y cantidad de manzanas. Deben quedar muy blandas.


4. Prepara la masa de la base. Con un tenedor o una lengua de silicona, mezcla los copos de avena, finos o gruesos, la harina de trigo sarraceno, el agua (recuerda: fría o tibia, nunca caliente con la harina de sarraceno) y una pizca de sal.


5. Pon el horno a calentar y prepara la bandeja para que la masa no se pegue durante la cocción. Puedes usar papel de horno o aceitarla bien con un pincel. Con ese mismo objetivo, también puedes espolvorear un poco de harina por encima del aceite.


6. Cuando la manzana esté cocida, aplasta los trozos con un tenedor.


7. Vuelca la masa en la bandeja y extiéndela bien procurando mantener la capa protectora de aceite.


8. Por encima de la masa, reparte la manzana de manera que la cubra completamente con excepción de los bordes. Éstos no deben exceder el medio cm. Tampoco debe sobrepasar esta medida el grosor de la masa, ya que luego se sumará la segunda capa.


9. Introduce la bandeja en el horno y prepara la masa que servirá para cubrir. Bate bien para que no queden grumos. Verás que esta masa es más líquida. Eso te permite esparcirla con facilidad.


10. Saca la bandeja del horno (preparar la masa no te debería haber llevado más de 5 minutos) y con una cuchara ve tapando la manzana. Los bordes deben quedar muy bien cubiertos para que se sellen en contacto con la parte inferior de la masa.


11. Introduce de nuevo la bandeja en el horno. Normalmente, el pan estará cocido en 20 minutos a 160º - 180 º pero si te apetece que quede más seco o incluso crujiente debes añadir más tiempo y/o grados.


12. Si sobran algunas porciones, se pueden recalentar en una sartén.


Hoy el relleno es de manzana cocida pero te animo a probar también con otros ingredientes, dulces o salados.


ARTÍCULOS DIVULGATIVOS


Clica sobre el nombre de la planta para leer su artículo.

manzano trigo sarraceno avena